Impermeabilizar canalones en Sevilla

Impermeabilizaciones de canalones


canalones

La impermeabilización de canalones en sevilla es una praxis de suma importancia para mantener bien acondicionado el estado de nuestros hogares y evitar la ósmosis de agua a través de grietas o agujeros.

Siempre y desde el primer momento pondremos a disposición del cliente todo nuestro conocimiento en los productos del mercado o los que fabricamos nosotros mismos para su posterior utilización, y así el cliente sí lo precisa podrá elegir que material prefiere para cada caso. Los productos que utilizamos en nuestros servicios garantizan una impermeabilización buena de canalones, siendo líquidos aplicables con rodillo, brocha o cepillo. Al ser líquidos son productos flexibles que hacen que se adhieran bien a la base y no se agriete ni rompa al someterse cambios bruscos en la temperatura, además de ser resistente al agua.



Aislamiento de canalones en Sevilla

Siempre como en casi todos los trabajos de impermeabilización, lo primero es realizar una exhaustiva limpieza del canalón en sí, desprendiendo de el cualquier suciedad, como verdina, hojas, grasa o hongos.

Una vez realizada la limpieza se aplica una capa de resina elástica con adherencia sobre el soporte, aplicando hasta cinco capas de dicha resina, haciendo respetar el tiempo de secado entre capa y capa. Esta es la mejor forma de empezar el aislamiento de canalones. Dejando claro que estas capas van reforzadas con fibra de vidrio. Pero también existen otro tipo de trabajos en canalones, en caso de tener en mal estado los bajantes generales, nosotros realizaríamos un cambio por unos nuevos de PVC o el material que el cliente crea más oportuno dentro de unas posibilidades dentro de la amplia gama que el mercado del sector ofrece actualmente..



¿Qué son y qué importancia tienen los canalones y tuberías?

Los canalones son conductos que transportan agua y otros líquidos (en su mayoría residuos arrastrados por la lluvia) y caracterizados por su forma cilíndrica tan conocida por todos. Pueden hacerse de diversos materiales, y la medida de su circunferencia puede variar dependiendo del requerimiento del edificio en que se encuentre.

Usualmente, estos desagües se instalan al borde de los aleros y en el extremo más bajos de los tejados, pero también recorriendo verticalmente en los laterales de las casas, en los hastiales, para recoger el chorreo de los remates.

Los canalones más acostumbrados tienen una fracción en forma de U, los cuales se colocan ligeramente escorados o totalmente horizontales. Eso permite que las aguas pluviales sean directamente transportadas del tejado a la red general. En el caso de los canalones de hastial, se disponen en forma de J y evitan que aparezcan manchas en las paredes.

Los materiales con que se fabrican los canalones son, en su mayoría, los metales, el PVC o la cerámica, aunque también existen otros menos frecuentes pero igualmente válidos para su facturación. En Andalucía, y especialmente en Sevilla, contamos con bonitos desagües de cerámica en color marrón, azul, verde o amarillo, cuya mezcolanza hacen muy vistosas las fachadas andaluzas.

Junto a estos, suele añadirse un sistema de tuberías que reciben el nombre de bajantes, y que llevan el agua desde el dispositivo hasta la parte más inferior de los edificios. Es también común instalar unas rejillas para servir de filtro e impedir que los conductos de obstaculicen con objetos como hojas mojadas y demás bloqueos. Así, estas aguas ya filtradas pueden funcionar como riego para las plantas y flores de los jardines.

Si los productos destinados a la impermeabilización de estos desagües son de la calidad obligatoria, como los que utilizamos en Impermeabilizaciones Sánchez, sumado ello al grupo de operarios especializados con que disponemos, se asegura la durabilidad máxima y el servicio perfecto. Una limpieza adecuada es a su vez imprescindible para asegurar inmutables las cualidades de estos dispositivos.

El modelo del canalón es algo esencial a tener en cuenta para llevar a cabo la correcta rehabilitación, y si se cuenta con el asesoramiento de un profesional, mucho mejor. Es necesario medir el largo del tejado, así como la altura del mismo al suelo para conocer la medida exacta de la bajante. Se escogerá el ancho del canalón dependiendo de los metros cuadrados del tejado en sí; pues a más centímetros, mayor deberá de ser el diámetro del tubo. Se llevará a cabo la compra de los manguitos, siempre respetando las posibilidades económicas del cliente, para hacer la unión; se realizará un bosquejo de la instalación con motivo de saber cuántas piezas hacen falta. Hay que tener en cuenta las abrazaderas, y los ganchos y perfiles metálicos necesarios.

Los canalones deben ser capaces de recoger todo el líquido que vierta el tejado, por lo que proceso de elección del más apropiado varía con su desarrollo y es casi tan relevante como la elección del método de impermeabilización en sí, o sea, se ha de escoger la medida de la curvatura.



Formas de sujeción de canalones


En cornisa: Se dispone el gancho en el apéndice sobresaliente del tejado siempre y cuando su envergadura lo permita. El atornillado se escogerá a su vez según el material de que se componga el lugar en que va a efectuarse la instalación; no serán los mismos si el material es madera, que si es yeso o cemento.

Con pletina en cubierta: Si la obra es nueva, se colocarán pletinas de metal encima de la superficie de la cubierta. Éstas, a su vez, han de sobresalir la misma medida sobre las tejas. Pero una fracción de la pletina metálica habrá de quedar semiescondida bajo las mismas tejas, y otra será la que soporte el gancho. Si la obra ya está hecha, han de quitarse cuantas tejas sea menester para hacer hueco a la colocación de los canalones.

Ganchos para tejas: En el supuesto caso de que el tejado esté demasiado por encima de la cornisa, existe la posibilidad de poner ganchos para colocar las tejas directamente al lado de éstos. De tal manera, pueden instalarse también en placas de chapa ondulada o fibrocemento.

Tras toda esta explicación esperamos que ya esté completamente informado sobre el aislamiento de tuberías y la impermeabilización de canalones, trabajo de importancia máxima y que protege al fin y al cabo toda su propiedad de lluvias y agua.

Te damos presupuesto en menos de 24 horas, sin compromiso.

Preguntas frecuentes

Contestamos a las preguntas más frecuentes realizadas por nuestros clientes.

¿Cómo puedo contactar con vosotros?

Estamos disponibles las 24 horas los 7 días de la semana tanto en nuestro teléfono: 653 262 778 , como en nuestro correo electrónico: impermeablessanchez@gmail.com , para poder atenderte de forma inmediata.

¿Cuánto tiempo tardais en la impermeabilización?

Nos caracterizamos por realizar un trabajo rápido y seguro.
Por ello, si la tarea que nos encomiendas se retrasara más de 3 días, una vez terminado el trabajo, nos comprometemos a devolverle la mitad de todo lo que le haya costado.

¿Puedo pagaros en varios plazos?

Ofrecemos facilidades de pago a todos nuestros clientes.
Puedes pagarnos hasta en 3 plazos, una entrada para comenzar la obra, otra a mitad de la misma y la última cuando hayamos terminado la obra y haya quedado satisfecho.

¿Quedaré satisfecho con el acabado?

Somos conscientes que muchas personas verán el resultado de nuestro trabajo, por ello nos esforzamos en dar el mejor acabado para garantizar su satisfacción.